sábado, marzo 04, 2006

Con Aznar hay futuro (negro, eso sí)

A esa hora de la tarde, cuándo uno se pasea a medio camino por el mundo de los sueños, las declaraciones de Aznar en la inauguración de la Convención Nacional del PP me traen de vuelta precisamente porque el ex-presidente va totalmente pasado de vuelta, o de vuelta de todo.
El lema escogido para dicha convención es "Hay futuro". Hombre, futuro claro que hay, lo que ocurre es que si el futuro escogido por el PP va a venir de la mano de lo que diga José María Aznar, entonces me parece que están mirando precisamente hacia el pasado y les espera un futuro más bien oscuro.
Durante su intervención, el anterior jefe del ejecutivo, se dedicó a acusar al gobierno diciendo que con el rumbo actual vamos camino de convertirnos en un país fragmentado, ingobernable o, lo que es peor, balcanizado. Aseguró además, que Zapatero está mendigando una tregua y que se ha cambiado una política antiterrorista que había puesto a ETA contra las cuerdas.
Me gustaría que el PP diera un cambio de sentido en sus actuales ideas respecto a la política antiterrorista del gobierno (bueno, también en algunas otras políticas), pero creo que con lo dicho ayer, Aznar ya ha hipotecado las posiciones de su partido en este tema. No hay más que hablar. Lo dicho por Aznar irá a misa en el PP. Él sigue siendo el que verdaderamente manda en ese partido y Rajoy se limita a seguir la ruta marcada sin salirse demasiado de lo previsto por su jefe.
Para conducir a ETA a su final es preciso aplicar presión desde diversos frentes. Presión policial y judicial, cómo se ha venido aplicando tanto con el anterior gobierno cómo con el actual, con buenos resultados. Presión Social, que ha ido sistemáticamente en aumento a través de los ciudadanos y ciudadanas. Y finalmente, presión política, siendo éste el paso dado por Zapatero a raíz de la condición de abandono de las armas por parte de ETA antes de iniciar cualquier tipo de negociación que lleve a un proceso de paz.
No sé si todo esto desembocará en el fin de ETA, pero creo que este gobierno almenos debe intentarlo.
Lo único tranquilizador que dijo Aznar es que no volvería a presentarse a unas elecciones, que tampoco es poca cosa, aunque con la credibilidad que tiene este hombre ("puedo asegurar que en Irak hay armas de destrucción masiva") tampoco me quedo demasiado conforme.
Imagen: Ferreres, contraportada de elperiodico

1 Comments:

Blogger Ricardo Bonilla said...

Presion social y politica?
Pensaba que dejar que se manifiesten por la calles de Bilbao sin la intervencion del delegado del Gobierno en el Pais Vasco, era un guiño.
Pensaba que la dimision de Fungairiño, era otro guiño.
Pensaba que permitir que partidos que legitiman la violencia y los asesinatos, era otro guiño...
Pero es que soy muy malpensado, como Gotzone Mora, Maite Pagaza, o Mikel Buesa...
y tu???

11:45 a. m., marzo 11, 2006  

Publicar un comentario

<< Home