jueves, diciembre 25, 2008

Navidad

Quién me hubiera dicho que en los primeros instantes de un veinticinco de diciembre, iba yo a acercarme hasta este teclado para dejar caer algunas palabras en este rincón. Pero la verdad es que en este año las Navidades me parecen muy distintas a otros años, cómo si fuesen más difusas, más volátiles... me resulta muy extraño.
Es Navidad y sin embargo algunas partes de mí siguen ancladas de forma muy audaz en algunos instantes dispersos a lo largo de todo el año, cómo si me costase desprenderme de todo lo acontecido a lo largo de todos estos meses. Y como si más que desprenderme, me costase dejar pasar el tiempo. Pero aunque me cueste, el tiempo transcurre y corre inexorable tras un fin inalcanzable, cómo un misterio cuya solución se encuentra oculta tras la cortina de algún lejano infinito.
La Navidad, que es un día único y a la vez un día cualquiera, año tras año juega con nosotros al juego del recuerdo y la melancolía, tanto si nos gusta cómo si no. Y consiguen despertarnos ese complicado instinto que nos hace evocar multitud de momentos que ya no volverán. Es cómo una paranoia, cómo un canto.
En definitiva... más allá de alegrías, de tristezas, de bisoñez, de ternura o de cualquier otro sentimiento que a usted tal vez le acompañe en estas fechas tan particulares, desde este humilde espacio, con afecto, le deseamos una feliz Navidad.

4 Comments:

Blogger Joana said...

Bones festes i petons.

11:03 a. m., diciembre 25, 2008  
Blogger Dr. Flasche said...

això, bones festes!!

10:17 p. m., diciembre 26, 2008  
Blogger Naya said...

Joana i David,
bones festes a tots dos, i petons!

9:14 p. m., diciembre 28, 2008  
Anonymous materials said...

louis vuitton uk

6:42 a. m., enero 20, 2009  

Publicar un comentario

<< Home