lunes, mayo 31, 2010

Etiquetas, detalles, recuerdos...

En cada ciclo emocional hay detalles que nos acompañan y que luego, cuando el tiempo pasa, nos ayudan a identificar y recordar una determinada época de nuestras vidas.

Estos detalles acostumbran a darnos la medida del tiempo que pasamos sumidos en alguna etapa concreta, y prestamos más atención a dichos detalles cuando la etapa en la que nos sumergimos va acompañada de una sensación de decadencia y soberana tristeza. Y dichos detalles no sirven tan solo para dar una medida del tiempo, sino para darnos también "la hora" de nuestros sentimientos e indicar con precisión el color y la tonalidad de nuestro estado emocional. Nos sirven para saber lo que nos pasa y para intuir lo que creemos que necesitamos.

A menudo, dichos detalles quedan grabados en algún recoveco de la memoria y de la propia existencia. Así es como se concentran los materiales de la memoria construyendo los recuerdos y formando la nostalgia.

Últimamente escucho demasiado a Sabina, lo sé. Soy consciente de ello. Me lo han hecho notar muchas personas por activa y por pasiva. Me fascinan las letras del genio de Úbeda y las sensaciones que evocan muchas de sus canciones, aunque a menudo dichas sensaciones sean poco recomendables y vayan acompañadas de un perenne ambiente de derrota. Pero no se preocupen, todo esto acabará pasando y volveré a escuchar a Sabina dentro de lo que algunos considerarían lo “justo y recomendable”, sin excesos.

Lo que ocurre es que ahora mismo Sabina es un detalle que me ayuda a etiquetar este ciclo emocional. Dentro de un tiempo, cuándo se produzca un cambio de etapa y me detenga a escuchar de nuevo sus canallas y tristes canciones, me dedicaré a sonreír levemente mientras lo ya vivido, se revive y se transforma en un recuerdo, otro más, guardado en algún rincón del desordenado almacén de la memoria olvidadiza y entrañable. Y más pronto que tarde, espero.

Imagen de http://static.blogo.it/topmusicablog

2 Comments:

Anonymous OLGA said...

Pronto o tarde... Tú lo estableces.

Y mientras, disfruta de las canciones más hermosas del mundo!

Un abrazo,
Olga, Malgrat... El Masnou, Alella...

3:00 p. m., junio 18, 2010  
Blogger Naya said...

Olga, cuanto tiempo...

A veces uno no consigue establecer del todo aquello que le apetece... en ese punto me encuentro yo.

Un abrazo.

3:35 p. m., junio 21, 2010  

Publicar un comentario

<< Home